lunes, 26 de mayo de 2014

VERTEX



Resulta interesante acudir al diccionario de la Real Academia Española para saber qué significa la palabra "vertex". Una primer acepción nos dice que es el punto de intersección de la eclíptica y el primo meridiano, un plano que divide la esfera celeste desde adelante hacia atrás. Es un eje de dos terminales, que tiene que ver con los momentos de cambio: su acción en las progresiones, se siente casi compulsiva: fue analizado en primer lugar por Charles A Jayne y por Edward Lorne Johndro. 

Según ellos, el vertex trata de “asuntos fuera de control”. En otra definición, dice la Academia: vertex es el punto en que concurren los dos lados de un ángulo. También se lo considera como el “punto de una curva en que se encuentra un eje suyo normal a ella, la cúspide de la pirámide o del cono”, y por último, “vértice es la parte más elevada de la cabeza humana”, es decir, la cima, el punto más alto alcanzado por la moción aparente del cuerpo celeste.

 En latín, Vertere quiere decir girar. Estas definiciones traen muchas sugerencias. En primer lugar, es punto de unión de los lados de un ángulo: Pero ¡también es la parte más elevada de la cabeza humana! Y a esto va a tener una importante explicación; pues el vertex es una vibración elevada de nuestras pulsiones, tiene que ver con nuestro pensar y sobre todo, con nuestra comunicación con los demás, como pronto veremos. Y no nos olvidemos que si tiene que ver con puntos de giro en la vida, será importantísimo utilizarlo en progresiones, en donde materializamos nuestro mundo íntimo. 

El signo nos da la manera de usar ese pivote que es el vertex, a lo largo de la vida. Los aspectos nos harán notar las dificultades o facilidades que tendremos para mudar nuestras actitudes. La posición del Vertex nos permite ver el área involucrada en los cambios atinentes. El vertex en general aparece entre la casa V y la IX, excepto en lugares cercanos al Ecuador, 

Es decir que el vertex puede estar: cerca de la casa IV (cuando está en la V o en la VI), 
adquiriendo así un matiz canceriano, patriarcal, nutritivo, hereditario. Puede estar cerca de la VII ( en la VI, en la VII, en la VIII) tomando valores de pareja, el otro, la diplomacia, el juego estético. O cerca de la IX, más expresado hacia afuera. Pero al mismo tiempo, si está situado dentro de las casas V o VI, participará d eun matiz geminiano por la cercanía mercurial del signo de Virgo (dueño de la VI casa en reposo) y si está más cerca de la casa IX, tendrá un matiz jupiteriano.
imhotep*sothis.com.ar

Como el vertex es el nudo occidental de intersección entre la eclíptica y el primo verticale, siempre va a aparecer en la zona occidental del mapa. Está relacionada con la casa VII, con las relaciones en las que el ego se distiende y mira hacia fuera, es todo aquello que los demás nos espejan. Pero si bien el vertex está relacionado con el otro, también indica las presiones que recibimos de los demás, es una camisa de lana urticante. Por lo tanto, dice Renzo Baldini “es un pozo de deseos sobre cuyas paredes está registrada la historia de las gratificaciones y las frustraciones”.

Este punto me da una pauta interna ineludible, incambiable, una personalidad interna única, distinta del ascendente conocido, pues esta es personalidad en el sentido de “máscara”, personae, en griego, que se va desarrollando a lo largo de la vida. En realidad, este nuevo ascendente, no permite máscaras, es el alma viva. Ningún punto de la carta juega con nuestros ángulos de una manera tan drástica.
 Desde el punto de vista psicológico, podríamos decir que el eje Ascendente / descendente es el Yo, el eje Fondo del Cielo – Mediocielo, es el Super Yo freudiano, mientras que el eje Vertex / antivertex, maneja el Ello.
http://hablemosdeastrologia.blogspot.it/2014/05/el-vertex.html



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada